Tener peques en la familia sin duda trae gozo y realización a nuestras vidas. Desafortunadamente, al mismo tiempo en que la familia crece, nuestras cuentas bancarias disminuyen. Mientras tus peques crecen, nuevos gastos se avecinan: inscripciones para actividades deportivas, clases extraescolares, tecnología, útiles escolares, campamentos de verano y ropa para un rápido y constante crecimiento.

Pero hay formas de ahorrar una monedita de aquí y de allá:

Ropa

  • Compras de Reventa: Tiendas locales minoristas como My Little Children y Peppypotamus compran y venden ropa, zapatos y juguetes para niños y niñas en excelentes condiciones. Itty Bitty Boutique también ofrece reventas dos veces al año, en primavera y en otoño,  de ropa, zapatos,  juguetes y cosas para bebés. También puedes encontrar, si tienes la oportunidad y el tiempo de buscar entre múltiples ofertas; ropa en magnífico estado en tiendas de segunda mano o en ventas de garaje.
  • Organiza intercambios: Ya sean equipos deportivos o ropa de diario, organizar intercambios en la escuela de tus peques, en la iglesia o en cualquier otro lugar de la comunidad es una forma de ahorrar unos centavos para cualquiera.
  • Omite los zapatos para bebés: Lo sabemos – ¡Los zapatos de bebé son adorables!. Pero no son necesarios hasta que empiezan a caminar, y aún así, solo utilizan zapatitos suaves al principio. Además, tu bebé aprenderá a caminar más rápido ¡sin zapatos!. Andar descalzo o descalza es mejor para el desarrollo de los músculos del pie al caminar.

Comida

  • Cultiva tus propios productos: El clima en el condado de Lane permite una buena temporada para el crecimiento de cultivos. Aún si no tienes espacio en tu patio para un jardín, las parcelas comunitarias community garden plots  son bastante accesibles y puedes cultivar una gran variedad de vegetales en verano y en invierno, entre ellos la lechuga, zanahorias, papas, fresas, remolachas ¡y más!. ¡Sembrar es una actividad estupenda para hacer con tus peques!. Los Servicios de Extensión Estatales o en tu Condado son grandes recursos de información y noticias.
  • Amamantar: Si estas esperando un bebé, considera darle pecho al menos el primer año de vida breastfeeding for at least the first year of life. No tendrás que gastar en fórmula, ni biberón, ni sopas, ni esterilizadores. Además, es el alimento más nutritivo para tu bebé – ¡todo es ganar, ganar!. Muchos planes de seguridad ofrecen un extractor de leche sin costo, así que vale la pena revisar tu plan un par de meses antes de la llegada del bebé y realizar tu pedido. Amamantar puede ser un camino que no a cualquiera le funciona, algunas personas batallan con esto, así que es buena idea platicar con tu ginecólogo, con el pediatra y con el personal especialista en lactancia para que tengas el suficiente apoyo en el proceso.
  • Prepara tu propia comida para bebé: Preparar tu propia comida para bebé puede ser divertido y tener grandes recompensas. La mayoría de las recetas presentan alimentos al vapor para suavizarlos y hacerlos puré. La comida para bebé hecha en casa puede ser congelada y descongelada para usarla después. Puedes usar el recipiente para hacer cubos de hielo para congelar los purés y mantener los cubos en el congelador. Posteriormente descongela los cubos de tu proteína, vegetales y frutas en el refrigerador conforme los vayas necesitando.

Juguetes

Por décadas la industria publicitaria ha ido encontrando la forma de convencer a los niños y niñas de que necesitan el último y más magnífico juguete del mercado. Y con el panorama de los medios de comunicación hoy en día es más difícil evitar la mercadotecnia hablando de figuras de acción o de “la princesa unicornio”.

  • Lo mejor es lo simple: Tu peque saca su lado creativo cuando tiene juguetes simples a la mano: bloques, disfraces, artículos de arte, libros, pelotas, material para construir algo.
  • Rota los juguetes: Seguro que notarás que mientras más juguetes tiene tu peque, menos juega con ellos. Es verdad, demasiadas opciones saturan a tu peque. Un consejo útil es rotar los juguetes, seleccionando una parte de ellos y poniéndolos fuera de su vista durante un mes. Esto da más tiempo de vida a los juguetes que ya tienen y hace sentir a tu peque que está jugando con cosas nuevas ¡cuando las vuelves a sacar!.
  • Crea tus propios juguetes: Desde masas de sal, pinturas, ideas de construcción, disfraces fáciles de hacer, etc., salt dough , paints, fort ideas, easy costumes, existen muchos recursos para hacer tú mismo (DIY) que te ayudarán a ahorrar dinero.
  • Visita tu biblioteca: Eugene y Springfield cuentan con excelentes bibliotecas llenas de libros de cartón, libros para colorear, para lectores jóvenes y más. También ofrecen cuentacuentos sin costo y eventos especiales para grupos de todas las edades.

Por supuesto que al final del día, la crianza de tu peque es todavía un gran compromiso financiero y el mejor recurso de acción es asegurarte antes de tomar la decisión, de que financieramente tu familia está preparada para esto. Pero la vida pasa y si te encuentras en necesidad financiera, hay recursos disponibles que pueden ayudarte:  https://resources.parentingnow.org/resources/financial-assistance/.